Día 16 Qué bonitas luces

dia-16

Son las 23:14 y recién pude dejar a mi hijo dormido solo, en la cama.

Estoy tan cansada que no puedo pensar ni sé acerca de qué escribir.

Mientras escribo esto, veo las luces de navidad que compramos hoy, reflejadas en la ventana.

Las eligió él.

La verdad, eran las más bonitas de la tienda.

Parece tener buen gusto.

El llevaba ya varios días admirando las luces de arbolitos y ventanas vecinas.

Después de comprar las luces, fuimos a la plaza.

El no quería ir a la plaza, él quería ver amigos.

Así me lo dijo: “See friends”.

Es una de las sensaciones más geniales cuando tu bebé empieza a poder transmitirte lo que le pasa por la mente, lo que desea y lo que siente.

Es ir descubriendo a esta persona que creció dentro tuyo, que  nació completamente dependiente de vos y en tan poco tiempo, es capaz de expresar con palabras lo que le pasa.

Es mi hijo, pero por encima de todo, es su propia persona.

Soy quien vela por su bienestar, su salud; su felicidad. Sin embargo, él es libre de ser quien es y expresa su singularidad cada día.

Amo no etiquetarlo aunque otras personas quieran hacerlo.

Trato de minimizar el uso de adjetivos cuando pienso y hablo de él.

Después de todo; qué necesidad tengo yo de describirlo y así condicionarlo?

Me enternecen sus gestos amorosos tanto como me enternece su llanto, sus “no”y sus “mío”.

Lo adoro por encima de cualquier otro niñx, por muy hermosxs que sean todxs.

Y, qué bonitas quedaron las luces.

Y…me voy a dormir. 

 
Claudia

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s